Tiempo estimado de lectura: 5 minutos.

Cuando tengo que hablar a mis clientes sobre solución de problemas, sobre creatividad, sobre disrupción…, e inculcarles a que encuentren soluciones más allá de la primera que se avecina, siempre les expongo esta anécdota que para mí pasa a la categoría de Catón (pincha en el texto bilou):

Lamentablemente, mi hijo se encontró en situación semejante en alguna ocasión, en pleno siglo XXI. Resolvió correctamente un problema en un examen, pero la persona disfrazada de profesorado no le convalidó la solución por no haberse atenido a cómo quería ella que se le hubiera contestado.

Leído el enunciado del problema, hice ver a mi hijo que la solución que había propuesto era correcta, toda vez que, además, dicho enunciado permitía otras soluciones aparte de la oficialista. La solución de mi hijo era correcta, y le insistí en que diera el problema por bien resuelto por su bien, sin que valga la redundancia.

También le ocurrió a un chaval conocido al que en un examen de bachiller no se le dio por válida una solución por no atenerse a la doctrina profesada. A pesar de tropezarse con mamarrachadas así, trabaja actualmente como Ingeniero en una gran compañía aeronáutica, poniendo en práctica su forma de pensar, ¡gracias a Bohr!

Siempre animo a buscar diferentes soluciones a los problemas, porque que solo haya una alternativa o que solo haya una manera de solucionarlos es un planteamiento desbarrado. No hay nada como cuestionar (lo hacen todos los niños y a veces no somos capaces de dar respuestas coherentes), romperunir lo inmiscible (como Andrea Levy y Miguel Vila), asemejar…y si no encuentras solución, a veces la Naturaleza ya tiene un problema parecido resuelto (que se lo digan a muchos I+D+Iers). ¡Pensar, pensar y pensar!, pero pensar de manera divergente. Este es el primer THINKING POINT, así que…

…paramos…

…reflexionamos…

…seguimos.

Mientras tanto, este atávico profesorado se quedará anclado entre sus cuatro paredes desde donde seguirá dañando las mentes de la chavalería, gracias, entre otras cuestiones, a las faltas de evaluación y de coraje institucional (educación pública) y empresarial (educación privada) para acabar con estos bípedos neardentales. Y este es el segundo THINKING POINT, así que…

…paramos…

…reflexionamos…

…seguimos con el Frasesario.

FRASESARIO

No podemos resolver problemas pensando de la misma manera que como los creamos (ALBERT EINSTEIN).

En la Ciencia, la única verdad sagrada es…que no hay verdades sagradas (CARL SAGAN).

Cree a aquellos que buscan la verdad; duda de quienes la han encontrado (ANDRÉ GIDE).